Marsnik 1 y 2 (URSS)

El primer paso contundente en la carrera espacial hacia Marte lo dio la Unión Soviética, con sus sondas Marsnik I y Marsnik II, también conocidas como Korabi 4 y 5 respectivamente. Su objetivo era estudiar el espacio interplanetario entre la Tierra y Marte, estudiar este último y tomarle fotografías a su superficie desde una trayectoria de sobrevuelo. También permitiría conocer el efecto que un largo viaje espacial produciría sobre los instrumentos y los sistemas de comunicación a larga distancia.

Desgraciadamente, al momento de despegar, uno de sus motores presentó un fallo, lo cual evitó que llegue a una altura suficiente que le permita formar una órbita. Luego de alcanzar una altura máxima de 120km, comenzó su re-entrada a la tierra.

Con 650 kg, la sonda contenía la siguiente carga de instrumentos científicos: magnetómetro, contador de rayos cósmicos, trampa para iones de plasma, radiómetro, detector de micro-meteoritos y un espectroreflectómetro para estudiar la banda de CH, un posible indicador de vida en Marte. También portaba una cámara que podía tomar fotografías cuando un sensor le indicaba que la parte iluminada de la superficie marciana estaba a la vista. ¡Imagínense el avance que se hubiera logrado si este bicho llegaba a destino!